Acusan al presidente Bolsonaro de nueve delitos por su gestión de la pandemia



*Piden 100 años de prisión para el presidente

 

 

Un comité del Senado de Brasil acusó al presidente Jair Bolsonaro de nueve delitos por su gestión de la pandemia de COVID-19, que ha provocado la muerte de más de 604 mil personas en el país.

 

Los crímenes imputados al mandatario brasileño son: prevaricación, charlatanería, epidemia que tuvo como resultado la muerte, infracción a las medidas sanitarias preventivas, uso irregular de fondos públicos, incitación al crimen.

 

También figuran delitos como falsificación de documentos particulares, crímines de responsabilidad, crímenes contra la humanidad (en la modalidad de exterminio), persecución y otros actos inhumanos.

 

Los delitos referidos sumarían 100 años de prisión, según señaló el senador Randolfe Rodriguez, presidente de la Comisión de Investigación Parlamentaria del Senado.

 

Mientras que Renan Calheiros aseguró que “hubo una estrategia macabra. Si se hubieran adoptado medidas para contener la circulación del virus, se podrían haber salvado 120 mil vidas para fines de marzo de 2021”.

 

En el documento, de más de mil 100 hojas, señalan que en total, hay 66 funcionarios, exfuncionarios y empresarios relacionados con esta trama de omisiones para atender el manejo de la pandemia.

 

Entre los señalados destacan Marcelo Queiroga, actual ministro de Salud, y Ernesto Araújo, ministro de Relaciones Exteriores.

 

Asimismo los hijos del presidente,  Flávio Bolsonaro, senador; Eduardo Bolsonaro, diputado; y Carlos Bolsonaro, concejal, todos señalados de incitación al crimen.

 

Así como el exsecretário de la Agencia Nacional de Vigilancia Sanitaria, José Ricardo Santana, según la información de la Cámara alta.